AQUI NO SE HABLA MAL DE CHAVEZ

0
41

Resultado de imagen para aqui no se habla mal de chavezDesde hoy comenzaré una serie de relatos para que el Mundo entero conozca a profundidad lo que ha sido y es el día a día de los venezolanos bajo el nefasto mandato delincuencial de Chávez y sus adláteres.

Resultado de imagen para aqui no se habla mal de chavezLa tiranía, el absolutismo llega a tal punto que el gobierno venezolano ha intentado en varias oportunidades y de varias formas evitar que el ciudadano común, pueda expresarse sobre sus infelices y ladrones gobernantes.

Primero promulgaron una ley que penalizaba IRRESPETAR a los funcionarios públicos. eran tiempos de querer guardar las formas. De esa manera se evitaba que se pudiera apuntar verbalmente a los ineficientes y corruptos gobernantes, sus familiares enchufados y sus adláteres.

Resultado de imagen para aqui no se habla mal de chavezLUego lanzaron un decreto con amenaza de llevarse preso a aqueil que osara hablar mal de Chávez en cualquier sede de organismo público. ASI COMO LO OYEN. Pegaban unos papeles con los que amenazaban abiertamente a los disidentes del gobierno.

Por último, una vez creado el parapeto de ASAMBLEA NACIONAL CONSTITUYENTE (que por cierto ya nadie nombra) y esta dictaminó una nueva ley. Esta vez la llamaron LEY CONTRA EL ODIO. Ese nuevo entuerto de mentes torcidas era un intento mas de criminalizar la disidencia.

En qué cabeza cabe que le puede ORDENAR a todo un pueblo que sufre de hambre, falta de medicinas, inflación desmedida y pare de contar; que no hable mal de semejante ineficiencia administrativa.

Los tres instrumentos han sido un absoluto fracaso. Nadie les presta la mas mínima atención. Pero OJO. el último lo tienen allí como espada de Damocles para usarlo a su antojo contra un opositor, tal como se han cansado de utilizar la Ley contra la violencia a la mujer.

Imagen relacionada

Este relato tiene veracidad de 100 por ciento. Pero es solo una parte de las muchas humillaciones por las que estos sinverguenzas ladrones hacen pasar a su pueblo, a su patria.

Jesús Avendano